Maternidad

¿Cómo ayudamos a los bebés sin recursos que toman fórmula?

¿Cómo ayudamos a los bebés sin recursos que toman fórmula?

Veo la siguiente foto compartida por Nace una doula, anunciando una colecta solidaria para bebés, pidiendo leche, biberones, chupetes, pañales… e inmediatamente se multiplica por los muros de facebook, criticando la campaña.

campaña solidaria de recogida de leche de fórmula

 

No lo entiendo.

Sabéis que soy defensora a ultranza de la lactancia materna. No me cansaré de repetir que falta información y apoyo a las madres. Y que creo que, especialmente en casos de emergencia social, se debería tomar especial interés en que la madre diera pecho, asegurándose así la alimentación del bebé. Así lo expresé en No le des peces, enséñale a pescar.

Pero, ¿y los que ya no tienen esa opción porque ya toman leche de fórmula?

Sólo un ¿20%? de las madres vamos más allá de los cuatro meses (fuente). Evidentemente, la mejor solución es conseguir que esas lactancias se prolonguen, hacer entender a esas madres que continuar dando pecho es una garantía para sus bebés. Que alimenta, vaya si alimenta, el cuerpo, el alma y las defensas.

Pero ¿y las que ya destetaron pensando que era lo que debían hacer?  ¿Las que apenas dieron pecho o directamente no dieron? ¿dejamos a esos bebés pasar hambre?

He leído respuestas como que “acudan a bancos de leche” ¿en serio? ¿Estamos de coña? Apenas hay bancos de leche, y donde los hay se suelen dedicar a los prematuros, y la leche no llega. ¿Qué clase de solución es esa?

¿Relactar? ¿No hay apenas apoyo para conseguir una lactancia exitosa, y pretendemos que se produzca una oleada de relactaciones? ¿Con qué información? ¿Con qué ayuda? ¿en qué mundo o realidad paralela vivimos?. Eso sería lo ideal, sin duda, pero hoy por hoy, hay que ser realistas, no es posible.

Y por cierto… ¿dónde nos dejamos la empatía?

Llevo tiempo dándole vueltas porque no es la primera vez que veo una campaña de éste tipo. No me gusta que se de por hecho que los bebés toman fórmula, creo que nos queda mucho camino para lograr la re-normalización de la lactancia materna.

Pero no podemos obviar que muchos bebés toman fórmula, y algunos de ellos están pasando hambre.

Actualización: así SI se ayuda a todos los bebés

Me ha gustado muy, mucho, este reportaje de Madresfera, donde se explica una postura mucho más racional: la que parte del conocimiento y la realidad de que hay bebés que necesitan leche de fórmula y que hay que ayudar también a esos bebés. Y de que habría que ayudar a las madres desde que nacen sus hijos, y no se está haciendo.

La propuesta es que en primer lugar se ayude a las madres a mantener su lactancia, y que deje de entregarse leche de fórmula a las familias de modo indiscriminado, sino que se informe y ayude a aquellas que todavía dan pecho para que sean capaces de mantener esa lactancia. Y que sean entidades especializadas las que gestionen las donaciones de leche.

Lee la entrada entera aquí: Qué está pasando – Donación de leche artificial: ¿solución o problema añadido?

¿Te ha gustado esta entrada?

apúntate a la lista del blog y recibe las nuevas entradas en tu correo

No te fundiré a mails. Odio el spam, sólo te enviaré lo que te interesa ;)
20 Comments
Patricia Gil Sánchez 7 Diciembre, 2014 at 09:28 contestar

Efectivamente, estoy de acuerdo completamente.Yo también soy firme defensora del apoyo a la lactancia materna (actualmente formándome en ello), di pecho a mis tres hijos, pero también después han tomado fórmula. Si no hubiera tenido recursos, que habría hecho? Aquí no se está diciendo el por qué toman fórmula, aquí se está diciendo que un bebé que ya la toma necesita ayuda, no es tan difícil de entender (creo yo)

Mamá Vanesa (una madre como tú) 7 Diciembre, 2014 at 10:40 contestar

Yo no lo entiendo. Y llevo tiempo dándole vueltas, porque he visto más situaciones de éste tipo. Y no lo entiendo. Nos olvidamos de los casos en que no hay vuelta atrás. Y son mayoría, por desgracia.

Alba Verdú Ferreres 7 Diciembre, 2014 at 12:29 contestar

No se que decir, creo que el tema de la lactancia está sobrevolado. No quiero decir que no sea importante, que lo es, pero y esas mujeres que por más ayuda, más empeño y más ganas que le hemos querido poner, ha sido imposible dar el pecho?? Que es de nosotras? No sabes lo que es verte en una sala, en un curso de masajes para los bebés, donde 15 mujeres están dando el pecho y tu no. Te sientes inútil, que no vales para cuidar a tu bebé, que el no te va a querer por el hecho del apego, que va a enfermar todas las semanas y sólo va a ser culpa tuya…. Es muy duro. Te dicen que toda mujer puede dar el pecho, hasta las negritas de África! Y llegas tu, y ni con bebé+Sacaleches a porrón logras sacarte más de 20-25 ml por vez…. Que pasa con nosotras?… Como se ayuda a las mamás que están obligadas a dar fórmula? Si… Creo que también habría que pensar en nosotras.

Mamá Vanesa (una madre como tú) 8 Diciembre, 2014 at 10:03 contestar

Hola Alba! sospecho que te has leído sólo el título, que para más inri daba pie a confusiones. Lo he modificado y te invito a leer el post entero, que habla de bebés de familias con problemas económicos, no de bebés que toman LA en general. ¡Gracias por opinar!

Vanessa Blb 7 Diciembre, 2014 at 17:57 contestar

Totalmente de acuerdo, pero mira también creo que esta "indignación " puede servir para que futuras madres valoren más la LM y para que mucha gente vea que existe esta campaña y ayude. .

Mamá Vanesa (una madre como tú) 8 Diciembre, 2014 at 10:04 contestar

Ojalá sea así, aunque no se yo, creo que queda demasiado camino por delante, en pro de la LM pero más aún en pro de la empatía. ¡Gracias por comentar!

Patricia Muñoz 7 Diciembre, 2014 at 20:04 contestar

Estoy de acuerdo pero estas campañas puntuales no sirven de nada. Creo que por ley en España las ONG's y demás no pueden ofrecer leche de fórmula a las madres salvo que se ocupen de alimentar a esos bebés hasta que dejen de ser lactantes… Es decir que esto de donar fórmula en NAVIDAD hay que cogerlo con pinzas…

Mamá Vanesa (una madre como tú) 8 Diciembre, 2014 at 10:03 contestar

De nada de nada… si le garantizas a un bebé la alimentación durante tres meses ya sirvió de algo. En esos tres meses la situación de su famlia puede cambiar. En el momento tan difícil en que nos encontramos ninguna ayuda es desdeñable. ¡Gracias por comentar!

Sol Muñoz 8 Diciembre, 2014 at 16:41

O en esos tres meses no ha cambiado la situación familiar en absoluto, la madre se le “ha secado la leche” como se dice vulgarmente y debe continuar alimentando a su bebé con leche de fórmula que no puede comprar. Su situación se ha agravado considerablemente. Estás dando por hecho que son bebés que siempre han tomado leche de fórmula y eso no es así. Muchas madres lactantes que no tienen ninguna dificultad para seguir amamantado acuden a las consultas para que sus pediatras les hagan una nota para pedir leche en polvo de forma gratuita. Algunas hasta la revenden.

Mamá Vanesa (una madre como tú) 11 Diciembre, 2014 at 22:20

Pero si la madre decide libremente abandonar la lactancia, lo hará se le ayude o no. Tema aparte es que el personal debería implicarse más en ayudar a mantenerla. Pero no podemos negar ayuda a unas porque otras “entonces dejarán la lactancia”.
Lo de revenderla, pues chica qué quieres que te diga, si engaña en sus necesidades, quitando de que se le de a quien lo necesita, para luego revender… pues ya se define. No es motivo para negar ayuda a otros, aún por encima.

Esther 9 Diciembre, 2014 at 21:00

Totalmente de acuerdo contigo. ¡Por supuesto que sí sirven de algo! De mucho, diría yo.
Estoy prácticamente segura de que las madres que se encuentran en una situación económica adversa y pueden dar pecho a sus bebés ni se plantean la opción de pasarse a la leche de fórmula.
Con estas campañas se ayuda tanto a madres que por cualquier motivo no han podido amamantar a sus hijos como a madres que cuando decidieron pasar a la LA podían permitírselo sin problema y, de repente, han visto cambiar su situación.
Por eso precisamente debemos tratar de empatizar con las mujeres que pasan por esta situación y aprender a NO JUZGAR a los demás.

Patch 8 Diciembre, 2014 at 10:08 contestar

Pues yo estoy contigo. La leche de fórmula es carisima y ni siquiera yo me he librado de comprarla, por más formación que tengo. Lo que quiero decir es que no es un capricho sino un artículo de primera necesidad

Sol Muñoz 8 Diciembre, 2014 at 18:45 contestar

La leche de fórmula es la opción más cara y la menos saludable. ¿De los potitos tienes la misma opinión’ ¿Qué son alimentos de primera necesidad?

Mamá Vanesa (una madre como tú) 11 Diciembre, 2014 at 22:23

Sol por favor… si un bebé lactante por el motivo que sea no puede ser amamantado por su madre, a falta de banco de leche (es decir, en la mayoría de los casos), su alimento principal y el mejor que se le puede dar es la leche de fórmula. Es por tanto un alimento de primera necesidad. Que ya estamos mezclando churras con merinas, nunca pensé que me vería defendiendo yo la fórmula…

Mamá Vanesa (una madre como tú) 11 Diciembre, 2014 at 22:21 contestar

Gracias Patch, es que a veces, y yo la primera, nos cegamos defendiendo la lactancia materna, y también hay que ser conscientes de la realidad en la que vivimos. Esa que nos abofetea de vez en cuando. Muacks!

Blog Preparando la llegada del bebé 8 Diciembre, 2014 at 11:04 contestar

No puedo estar más de acuerdo contigo!! No es momento de criticar sino de ayudar!! Yo le di a mi hijo durante un año mi leche pero no directamente porque no conseguí que mamase así que lo hacía con un biberón y no fue nada fácil. No juzguemos a ninguna mamá porque no sabemos lo que ha pasado durante esa etapa.

Mamá Vanesa (una madre como tú) 11 Diciembre, 2014 at 22:26 contestar

Ya tiene mérito pasarse un año así. Yo sólo sacaba para algunas tomas y acabé del sacaleches… bueno seguro que tú peor que yo 😉

Alba Verdú Ferreres 8 Diciembre, 2014 at 11:49 contestar

No he leído sólo el titulo, ya veo de que va el post, pero aprovecho, al igual que hacéis todas las superprolactancia para dar mi opinión al respecto.
Por supuesto que hay que ayudar a cualquier ser humano que esté pasando hambre, más si es un bebé…. No paro de ver por todos lados que ayudemos a perros que van a sacrificar, gatos hambrientos….y dan muchísima pena y la gente saca de donde no tiene…. Soy amante de los animales, pero en un país donde hay gente, bebes, que se acuestan con hambre, hay que mirar las prioridades.

Sol Muñoz 8 Diciembre, 2014 at 16:33 contestar

Te dejo mi respuesta aquí

http://naceunadoula.blogspot.com.es/2014/12/operacion-bibe.html

Tenemos el ejemplo de lo que pasó en el Tercer Mundo cuando llegó Nestlé ofreciendo leche en polvo de forma “altruista”. ¿Tienes una ligera idea de los bebés y madres que murieron? No es que diga yo que es una campaña pésima, una talibana de la teta según muchos. Lo dice UNICEF, la OMS y demás organismos internacionales donde hay verdaderos expertos.

Un saludo.

Mamá Vanesa (una madre como tú) 11 Diciembre, 2014 at 22:52 contestar

A ver, vuelvo a repetir, porque ya parece que soy defensora de la LA, manda narices…
Falta información y apoyo a las madres, falta muchíiiiisima formación en los profesionales, y en casos de problemas económicos deberían insistir más que nunca en la importancia de la lactancia materna.
Dicho lo cual.
No me puedes comparar las campañas asquerosas y vergonzosas de la industria con ésto. Aquello es un crimen contra la humanidad.
Esto es dar alimento para sus hijos a madres que han decidido libremente dar biberón. Punto.

Repito una vez más. No me gusta. No es mi opción. Ojalá les dieron el pecho. Ojalá pudiera darles yo pecho.
Pero si les dan biberón, y no tienen dinero para comprarles leche, yo prefiero comprarles un bote que no llenarme la boca diciendo “es que la industria de la leche de fórmula engaña a las madres…” porque eso al bebé no le servirá DE NADA.

Deja un comentario