Lactancia materna

Mis mejores recuerdos de la lactancia materna

Llevo mucho sin hablaros de lactancia materna, y es que hace ya un tiempo que mi pequeña se destetó completamente. Hacía ya un año -o quizás más- que sólo pedía de noche. Tomar su leche de teta antes de dormir, ese calorcito pegada a mamá… era su momento mimo antes de dormir. Pero, cuando menos lo esperaba, ella solita, para mi sorpresa, dejó de mamar de un día para otro. Pedía teta, pero parecía haber olvidado mamar, y sólo apoyaba su boca un momento muy breve. Era curioso porque se quedaba como extrañada, como pensando “me falta algo, pero no sé el qué”. Durante un tiempo continuó pidiendo cada noche, era ese momentito y luego me pedía mimos; luego comenzó a espaciarlo, y muy poco a poco fue dejando de hacerlo. Aún a veces se acuerda y pide, creo que en su memoria queda grabado ese gustirrinín de estar pegada. Y …

Comparte

Talibanas del biberón

Hace unas semanas me entrevistaron para Yodona, la revista de El Mundo, en relación a las críticas que recibimos las madres que decidimos dar el pecho a nuestros hijos. Podéis leer la entrevista aquí. La misma periodista había escrito un reportaje hablando de las talibanas de la teta y los problemas típicos de lactancia, y me pareció que era un poco desequilibrado, así que se lo expliqué a la autora, y como resultado de nuestra conversación se animó a tratar el tema. Estoy segura de que a todas las madres que dais pecho no os sorprende nada de lo que digo en ese artículo. De hecho, quitando un par de anécdotas desagradables, no creo haber sido más criticada de lo que lo es cualquier madre que da el pecho, especialmente aquellas que deciden hacerlo a demanda y más allá de los 6 meses. Ya una vez que pasamos del año todas …

Comparte

5 cosas que NO me gustan de la lactancia materna

Siempre estamos hablando de las maravillas y virtudes de la lactancia materna, y raramente de lo que no nos gusta. Que existe, y no es nada malo hablar de ello, que luego las mamás primerizas se creen que todo es color de rosa, y no es así. Así que hoy os voy a hablar de la cara B, lo que no me gusta de la lactancia materna. ¡Vamos allá! Tener que ser siempre yo quien se despierte de noche Y mientras, mi marido durmiendo tan ricamente.  Me cabrea, aunque lo cierto es que colechamos, así que saco la teta y a seguir durmiendo las dos. ¿Para qué complicarme? Si le diera bibe si que sería una faena, levantarse, calentar, echar polvitos, comprobar temperatura… quita quita, prefiero “pringar” siempre yo 😛 Eso si, cuando hay cambio de pañal nocturno, pringa él, siempre, siempre, siempre  😉   Que todo el mundo me vea …

Comparte

Querido Facebook: ¡deja de mirarme las tetas!

Hoy vengo un poco cabreada oigan. Porque no pensaba yo que a mis años, mis orgullosos 38 años, me vería en el brete de darme cuenta de que alguien me está mirando descaradamente las tetas. A mi, madre de dos hijos, con lo formal que me he vuelto ajajajajajajajaja ¡mirarme las tetas! ¿Os lo podéis creer? A ver, que me explico un poco. Resulta que en Facebook hay un grupo llamado Asesoras de lactancia online, creado por mi amiga  Maca, que es doula y asesora de lactancia. El grupo ha ido creciendo a velocidad de vértigo, y ya recibe un gran número de consultas diarias, y hay bastantes asesoras y IBCLC participando en él. Qué bien, ¿verdad? Pues no, a alguien le molesta, se ve. Y como le molesta, se ha dedicado a denunciar fotos del grupo. Y como consecuencia de ésto, Facebook ha cerrado el grupo por obsceno. ¡Obsceno! Pero …

Comparte

Establecer la lactancia en el hospital

Si me dicen que iba a ver peligrar la lactancia de mi niña,   después de 4 años de lactancia materna a demanda con mi niño,  no me lo habría creído. Así de claro.  Pues os puedo decir que 24 horas después de nacer mi niña me di cuenta de que debía buscar ayuda urgentemente,  pues la lactancia iba directa hacia el fracaso. Pero empecemos por el principio… Como ya os conté, el día que nació Minchiña fuimos atendidas por una matona muy respetuosa, que en seguida la puso sobre mi para que buscara el pecho. A Minchiña le costó un poco engancharse, pero finalmente lo hizo, aunque el agarre era malo por lo pequeñita que era ella, y creo que un pequeño frenillo que tiene también hizo lo suyo. Todo iba más o menos como debía, con las dificultades normales del principio, pero no tardó en comenzar a torcerse. Debido a …

Comparte

Cómo destetar sin lágrimas

Hace tiempo que no hablo de lactancia materna en el blog.  He reflexionado sobre ello, y me he dado cuenta de que YO ya me he destetado hace tiempo, comenzando el lento camino del destete respetuoso, y en cierto modo defender las bondades de la lactancia mientras yo daba pasos para destetar al peque me hacía sentir incongruente Es ridículo,  lo se, mi niño tiene ya casi 4 años, ha sido una lactancia maravillosa… pero es como yo me sentía. Como os digo yo ya me desteté hace tiempo. La última vez que me asaltó la agitación del amamantamiento fue duro, muy duro. Quienes estáis cerquita mío (emocionalmente hablando) lo sabéis de sobra. Fue tan duro como para que tuviera que rehuir al peque, y eso era algo a lo que no estaba dispuesta. Así que tomé la decisión firme de comenzar el destete,  pero un destete respetuoso,  con todo lo …

Comparte

No le des peces, enséñale a pescar

Hace unas semanas cacé al vuelo en twitter una llamada de auxilio para un bebé: “Necesita ropa, pero especialmente pañales, toallitas, leche”. ¡Leche! Yo tengo leche, ¡a litros! Pero en mis tetas… Ojalá le pudiera prestar una, pero no puedo, y no es lo que quieren. Lo que quieren, lo que necesitan son botes de leche. No tengo datos, ni los quiero, porque no es asunto mío,  de los “porqués” de esta madre en concreto. No está en mi ánimo juzgarla, sólo faltaba, que bastante mal lo está pasando ahora mismo, y tengo perfectamente claro que puede estar medicándose, o enferma, o… Más bien al contrario. Y es que no es el primer caso que conozco de familia en situación precaria que recurre a la lactancia artificial, y aunque se que hay casos y casos, no puedo evitar preguntarme…. ¿por qué? ¿Por qué gastar en un bote el dinero con el …

Comparte

Historias de lactancia materna: La historia de @loqnadiemedijo

Ya hace algo más de 2 meses y medio que nació La Peque y el mismo tiempo que retomé una de las experiencias más bonitas que una madre puede vivir, amamantar a tu bebé y ver como crece gracias a tu leche. Mi primera experiencia con la lactancia tuvo un inicio complicado, Bichito era un bebé de alta demanda, tenía reflujo y por lo que supe después con algo de frenillo, lo que hizo que establecer la lactancia nos costara bastante: horas y horas con Bichito mamando, regurgitaciones enormes, un niño poco dormilón y un agotamiento extremo por mi parte… a lo que le podemos sumar el sinfín de malos consejos por parte de allegados. Pero por suerte tenía el apoyo incondicional de mi marido y una pediatra prolactancia, así que lo conseguimos y pudimos disfrutar de 33 meses de lactancia, 33 meses de consuelo, cariño, amor, alimento, ternura, 33 meses …

Comparte

La historia de lactancia de Verónica

Por Verónica (El rincón de Mixka) Una de las primeras historias que me planteaba contar en el blog cuando lo creé fue precisamente contar mi vivencia,  mi experiencia sobre lactancia. Pero es algo muy personal y me ha costado mucho “desnudarme” y abrir al mundo mi historia, cómo lo viví yo, que es mucho más que la lactancia lo que la rodea. Y hoy justo cuando me había decidido, y me había dispuesto a pedirte (no lo hubiera hecho nunca sin tu permiso) que me dejaras adoptar el nombre para este post, he visto que nos brindabas la oportunidad de contar nuestra experiencia junto con otras madres, de intercambiar experiencias y por qué no aprender las unas de las otras. Y aquí está la mía. Con sus defensores y sus detractores pero mi historia a fin de cuentas. Yo lo tenía muy claro desde el principio. Mi niño tomaría teta. Así, …

Comparte

Historia de cómo un parto puede ser tan distinto a otro

Por Natamh Coincidiendo con la Semana Internacional del Parto Respetado me he decidido a compartir mi historia gracias a mi virtual amiga Orquidea Dichosa. He pensado largo y tendido muchas veces en cómo fueron mis partos, dos hasta el momento. Largo y tendido he pensado en los diferentes que fueron. Largo y tendido he pensado, después de leer mucho últimamente sobre el tema, en si mis partos fueron respetados. Largo y tendido he pensado en cómo podían haber sido si algo hubiera cambiado… …

Comparte