lentillas astigmatismo
Lifestyle

Lentillas para astigmatismo: desmontando mitos

De un tiempo a esta parte me planteo comenzar a usar lentillas, pues noto que mi vista se cansa mucho, y que cuando uso las gafas de modo continuado lo acuso menos. Uso gafas para leer y pantallas hace años, porque tengo astigmatismo, pero muy leve. Antes las usaba sólo en el trabajo, desde hace un par de años también en casa (culpa de este blog, que me hace estar más tiempo frente a pantallas), y cada vez noto que las debo usar más tiempo, porque sino mi vista se cansa y noto molestias. Así que tras investigar un poco y comprobar que se pueden comprar lentillas baratas online, y de buena calidad, me planteo seriamente comenzar a usarlas este verano.

El caso es que siempre había escuchado que no había lentillas para astigmatismo, así que no me lo había planteado. Error número 1:  ¡Vaya si las hay! se llaman lentillas toricas, y parece ser que las más cómodas son las de hidrogel, porque mantienen mejor la hidratación del ojo.

Además, hace ya unos cuantos años me compré unas lentillas de colores por coquetería pura… y la verdad que eran un suplicio para mí. Me costaba ponerlas, pero lo peor no era eso, lo peor era que luego me secaban muchísimo el ojo. Así que, entre una cosa y otra, nunca me he planteando comprar lentillas y dejar de usar gafas. Hasta este año, en que paso mucha parte del día con las gafas puestas, y he acabado preguntándome si no sería más cómodo usar lentillas.

Y es que verano y gafas… me resultan una combinación un poco rollo, además me molesta mucho la claridad, así que necesitaría también unas gafas grafuadas, con lo que ya es doble rollo y me gusta menos todavía.

Así que se me dió por curiosear, y aquí fue cuando descubrí mi error número 2: Las lentillas son carísimas. No sé por qué estaba convencidísima de que eran caras, pero con una pequeña búsqueda el error número dos quedó desmontado. En realidad son bastante asequibles, especialmente comprando las anuales,  y encima con la comodidad de hacer el pedido cuando mejor te convenga y que te lo traigan a casa.

Mi duda ahora es si me acostumbraré a ponerlas, porque mi experiencia con las de colores fue bastante mala,  como os digo me costaba un montón ponérmelas, ¡ni que me fuera a sacar un ojo! Absurdo, lo sé, pero me daba una  grima terrible. Y quitarlas ya ni os cuento…

Y sobre todo me preocupa que me molesten los ojos, la sequedad, y que me moleste demasiado la claridad del sol. He visto que hay lentillas con filtro solar, pero no sé eso es algo que se note, o simplemente es un cuidado adicional a nuestros ojos, aunque no se note…

Me inclino a probar unas diarias, porque así puedo alternar días con gafas y días con lentillas, que ya sé que todos los días igual no me las pongo, y así también me duran más de los 30 días.

¿Alguna de vosotras usa este tipo de lentillas? ¿Me contáis vuestra experiencia? ¡Se aceptan recomendaciones de todo tipo!

No te vayas sin leer...

2 Comentarios

  • Responder
    Yolanda
    19 julio, 2018 at 02:57

    Mi madre la lleva y está contenta. Ella tiene muchos problemas de vista, de hecho un ojo lo perdió y lleva prótesis, como tiene bastante astigmatismo y miopía y también vista cansada hace un par de años le adaptaron una lentilla especial para astigmatismo y muy bien, ha ganado en calidad de vida. Eso sí, en casa gafas, los ojos tienen que descansar de la lentilla. Pero bueno, ya te digo que mi madre es un caso muy extremo, ve muy muy mal.

    • Responder
      Vanesa {Una madre como tú}
      23 julio, 2018 at 19:13

      Jo pues qué bien que se la pudieran adaptar, porque viendo tan mal seguro que ha sido una gran mejoría para ella. Lo mío es poquito y me molesta la vista, ¡no me imagino como será siendo ya tanto!

Responder