problemas en el parque
problemas en el parque

Problemas en el parque… ¿cómo actuar?

Llevamos un par de días haciendo horas extras en el parque, aprovechando estos días tan buenos que han venido. Lo bueno es que mi peque se lo pasa genial y acaba agotado, lo malo es que yo también acabo agotada 😉

El caso es que ayer conocí al especimen de niño abusón más abusón que he conocido hasta ahora. El niño en cuestión tenía casi 2 años más que el mío (casi cinco), así que ya se le supone un cierto conocimiento de cómo tratar a otros niños. Pues tomó a mi peque como su objetivo, y ahí comenzó mi inquietud. Mi niño subía al tobogán, pues el otro subía andando por la parte de deslizarse, se tiraba, volvía a subir… y mi peque, mientras, esperando arriba y enfadándose por momentos, porque no se puede bajar si está otro niño… cuando ví que el enfado crecía demasiado lo bajé y le dije que mejor subíamos otra vez. El otro niño mientras seguía subiendo y bajando. Subimos por otro lado, nos entretuvimos, y cuando volvimos el niño seguía subiendo y bajando… y al ver a mi niño comenzó a gritarle no se qué frase de unos dibujos, mientras subía, y acercándose a él de un modo bastante amenazante. El resultado fue que mi peque acabó cabreado,  asustando y llorando como si lo mataran. Sólo en ese momento intervino la madre, para decirle a su hijo que había que tratar con cuidado a los más pequeños. Nada más.

A partir de ahí el niño la tomó con mi peque, aunque no en el mal sentido, pues se puso a jugar con él. Y mi peque, ante un niño mayor prestándole tanta atención, estaba encantado. El problema es que todo lo convertía en un abuso. Si jugaban a correr, le gritaba cómo tenía que hacerlo, lo agarraba por la camiseta y le arrastraba, lo empujaba para ganarle. Si jugaban con un muñeco le gritaba que lo tirara, le empujaba si veía que algo no iba como él quería… en fin, que para su edad no se manejaba demasiado bien con los otros niños, y en seguida se ponía a gritar. Con estas formas hubo un par de incidentes similares al del tobogán, aunque mi peque ya no llegó a asustarse tanto, pero yo si ví que pudo haberle hecho daño en más de una ocasión. Lo curioso es que no era uno de esos niños pegones, vamos no era un «matón de parque». Tanto él como la madre hablaban muy suavecito,  el niño  gritaba al ponerse a jugar, y aparentemente no pretendía hacer daño, sencillamente sus formas eran incorrectas y muy bruscas, y nadie le decía que no era el modo correcto.

Y es que lo que más me sorprendió y cabreó (a partes iguales) fue el pasotismo de la madre. De vez en cuando le decía algo, con un tono absolutamente neutro «Andréssss ten cuidado que es más pequeño» «Andréssss déjale el juguete que sino te pongo un punto rojo» ¿¿QUÉ?? ¿Y si le explicas cómo puede hacerlo sin maltratar al otro niño? «Andresss pídele perdón que le has hecho daño»

¿Perdón? Pedir perdón está bien cuando se hace una vez, pero cuando se hace tres veces seguidas lo mismo… ¿es suficiente? ¿Con pedir perdón se arregla todo? ¿Puedo pasarme toda la tarde pegando a otro niño si tras cada golpe le pido perdón? A mí esta forma de actuar me parece peligrosa. Yo le enseño a mi hijo a pedir perdón, pero también le enseño que despues de pedir perdón no se puede repetir, sino ese perdón ya no vale.

Con este panorama llegué a un punto en que ya me planteba irnos del parque, pero por suerte llegaron más niños y se acabó el problema.

Sinceramente, no se cómo actuar ante estas situaciones. En la del tobogán opté por sacar a mi hijo de allí, y en las otra vigilé que no corriera peligro, y cuando veía que empezaba a correrlo (el otro niño era un tanto bestia) me lo llevaba con el pretexto de darle agua o sonarle los mocos. Pero no se cómo actuar ante una madre así, indolente, que no ve el problema o no lo quiere ver y por tanto no lo enfrenta.

Tampoco entiendo, la verdad, el concepto «no intervenir»; si no enseñamos a los niños cómo comportarse en sociedad,  si no les  enseñamos a tratar a otros ¿cómo van a saber cómo hacerlo? Si yo enseño a mi hijo que no se pega, ¿cómo va a comprender él este tipo de comportamientos?.

También me planteé qué pasaría si mi niño, cansado de tanto abuso, se defendiera. Es un niño que no pega, pero cuando le atacan se revuelve, así que yo estaba viendo que en cualquier momento sucedería. En ese caso le diría que no se pega a los otros pero… ¿cómo le explico lo que estaba haciendo el otro niño con él, que era un abuso en toda regla? Esto me ha sucedido ya con niños pegones (más mayores que el mío), con el agravante de que cuando mi niño se planta y hace ademán de devolverla entonces la mamá acude rauda a socorrer a su pobre niño. ¿Qué tal si empiezas por decirle que no se pega a otros niños? ¿Qué le debo decir a mi hijo que haga si se encuentra ante algo así ?

En definitiva, estoy un poco descolocada en este tema, así que chicas, ¡se aceptan consejos!

¿Cómo actuáis cuando aparecen niños problemáticos en el parque y la toman con vuestro peque?

 

28 Comentarios

  1. Sí debe ser complicado el asunto… Mi peque es aún demasiado pequeña, tiene 3 meses y medio, pero cuando crezca un poquito se enfrentará con esto… Lo que comentas de no intervenir: en casos de violencia sí hay que intervenir. En la crianza con apego no se tolera la violencia, lo de la otra madre era pasotismo totaol y no me sorprendería nada que, cuando su hijo tenga 13 años, la tome por el pito del sereno, la grite y hasta le zurre. Y ella se preguntará qué ha hecho para merecer esto… Arggg

    Yo hablaría con la madre en ese mismo instante, tranquilamente le preguntaría si no ve que su hijo eestá cometiendo un abuso. Y si la tía pasa o se pone farruca… intentar dejarla en vergüenza delante del resto de gente que está en el parque, yo creo que aunque sólo sea por vergüenza acabaría controlando a su crío. Ese tipo de madres que pasan de todo no saben el daño que eso les hace también a sus pequeños…

  2. Yo soy de decir las cosas tal como las pienso, piensen lo que piensen de mí. Más que nada me acercaría a la madre y le haría ver que su crío deja mucho que desear en cuanto a la educación que ella le está dando (o no).
    Seguramente la madre se levantaría ofendida diciéndome que quién soy yo para decirle cómo tiene que educar a su hijo, pero es que si todas las madres molestas le dijeran lo mismo, quizá cambiara su parsimonia ante el tema.

  3. No haría nada y si me molesta la situación me iría a otro sitio. Te entiendo muy bien pero la otra madre no iba a aceptar de buen grado tus comentarios y sólo ibas a conseguir mayor disgusto para tí.

    La vida está llena de momentos así. Lo mejor que una puede hacer es mandar amor y a otra cosa mariposa. El universo ya hará el trabajo por tí. Confía.

  4. Vaya especimen !! Por desgracia he conocido alguno como ese crio. Pues soy la hermana mayor y m llevo bastante con el pequeno… Pienso que esa actitud puede ser vista en un hogar de maltrato. O simplemente es un ninomal educado y consentido.. Ahora que soy mama en su situacion yo habria cogido a mi pequeno y me habria ido del parque a dar un paseo por otro lugar. Mi peque solo tiene siete meses pero en su lugar es lo que hubiese hecho al ver que ese nino no cambiaba de actitud. Y pienso q habeces un NO o un cachete en el culete es bueno. No solo para el nino tambien por los papas. Es mejor que lloren ellos a llorar nosotros.

  5. yo lo que hago es, por ejemplo en el caso del tobogan, decirle al niño que por favor deje jugar, en buen tono. Si pasa de todo pongo el tono más borde y empiezo a lanzar miradas asesinas a la madre. Si hace ademán de pegar y la madre pasa, le digo yo directamente que eso no se hace y si sigue se lo suelto a la madre. También tengo claro que si mi hija se defiende pegandole a un niño que le ha pegado varias veces no le echo la bronca, le explicaría que no es lo más correcto pero lo entendería, en este punto no tengo problema porque mi hija no se defiende ni de su hermano 🙁
    Si la madre es la tipica paso de todo o se me encara tengo claro que yo no monto numeritos delante de mi hija ni de nadie, me voy a otro sitio.

    Tengo claro que si paso o me callo, ya sea delante del nene o de su madre, a la que no estoy defendiendo es a mi hija y por ahí no paso. Repito, si veo que se acerca una discusión nos vamos a otro sitio.

    Ir al parque es un deporte de riesgo y también ofrece mucho material para el blog!! jejeje 😉

  6. Yo a veces me siento mal porque NO TODOS LOS NIÑOS ME CAEN BIEN, hay auténticos monstruitos, de 2 años de 5 y de 7 (más edad ya pierden esa supuesta «ternura»), pero de verdad que hay niños impertinentes cuya única diversión es fastidiar la de los demás. Y claro, los verdaderos culpables miran (o ni eso) impasibles como sus niños se dedican a gritar y a adueñarse del parque. A veces giro la cabeza y me eslomo buscando quien cuida o vigila al insoportable de turno, ¡y no encuentro a nadie! creo que hasta disimulan en plan «ese niño no es mio», bbbbfffff…

  7. Uyyy, qué complicao! Yo estoy muy encima de Peque para que no moleste ni le molesten, pero actúo sobre él. Si viene un niño a tocarle las narices y sus padres no dicen nada, recojo los bártulos y me voy a otro lado (explicándole a Peque el porqué de nuestro cambio de actividad). No me sale ni em apetece hablar con padres así…
    Besotes!

  8. pufff yo he vivido algunas situaciones muy muy parecidas. Cachorro hará a finales de junio 3 años y tiene en su contra que todo el mundo cree que tiene 4 años. En fin. Lo que yo hago es intervernir desde el segundo cero. Bien o mal me da igual, yo lo siento así. Sé que muchos dicen que hay que dejarlos pero que quieres que te diga cuando veo estas situaciones como las que cuentas y es mi niño de 2 años el que padece los abusos de uno de 5 no lo dudo. En el tobogan no hubiera aguantado y le hubiera dicho al niño mayor que dejara bajar a Cachorro. Si no se hubiera quitado ya hubiera dicho que se quitara sin educación y si no me hacia caso le diria que donde estaba su madre padre etc…. Soy asi no lo puedo evitar.
    Respecto a los juegos abusivos le hubiera dejado jugar con el niño de marras pero le diria a Cachorro que ese niño es un poco burro o bestia y que tuviera cuidado que si le empujaba etc. le dijera que no lo hiciera que le podía hacer daño -normalmente este truqui me va bien y el niño de marras procura tener más cuidado pues hablamos de niños que son bruscos pero no tienen maldad-

    Ante un abuso de los que pegan intervengo sin dudarlo también y le dejo clarito al otro que no se pega. Si no me da tiempo a intervenir y Cachorro se ha defendido -que no suele hacerlo nunca- regaño a ambos niños y les digo que se pidan perdón.

    Tal vez lo hago mal a los ojos de otras madres pero… no soporto los abusos.

  9. La verdad que el tema parque es todo un mundo, porque muchas veces el problema no son los niños sino las madres, padres, abuelos…. Yo creo que, en principio, hay que dejar a los niños solucionen sus problemas pero sino hay más remedio que intervenir, es una situación difícil porque muchos adultos actúan peor que los niños. Yo ya llevo muchos años a mus espaldas de parque y aún no sé darte una solución buena. Besos.

    1. Yo creo que no debemos compararnos Jamas a un niño ,los adultos Somo nosotros….hoy es uno y mañana es el nuestro..cómo se dice no critiques a los hijos de nadie hasta que el tuyo tenga 90 años

  10. Yo soy de decir las cosas tal como las pienso, piensen lo que piensen de mí. Más que nada me acercaría a la madre y le haría ver que su crío deja mucho que desear en cuanto a la educación que ella le está dando (o no).
    Seguramente la madre se levantaría ofendida diciéndome que quién soy yo para decirle cómo tiene que educar a su hijo, pero es que si todas las madres molestas le dijeran lo mismo, quizá cambiara su parsimonia ante el tema.

  11. La verdad es que si no conozco a los padres y las circunstancias del niño no suelo decir nada, opto por alejarme. Ya una vez vi a una madre protestar por que a su hijo le habían quitado un juguete y era un niño con autismo moderado. Y en el patio del colegio en Infantiles cuando trabajaba los recreos eran caóticos con esas edades de 5 o 6 años y luego eran niños de lo mas educados, se pueden volver un poco bestias cuando juegan, son aun pequeños.

  12. Uf! El tema del parque es complicado y durante unos años parece inevitable (a la mayor de 7 años ya le abuure y no quiere ir :-)))
    En situaciones similares a la tuya, yo intento «arrastrar» a mi hijo fuera del dominio del petardo. Y si puedo, en ese mismo momento le explico a mi hijo por qué lo he apartado y qué no estaba bien hecho por parte del niño que le daba la brasa. Si no, se lo,explico en casa. Con eso intento evitar que mis hijos se comporten igual. Pero al otro niño no le suelo decir nada (a no ser que le pegue, claro), porque entiendo que no soy yo quien debo meterme en la educación de los demás.
    Animo, que son sólo unos añitos de parque. Después ya se aburren ellos también.

  13. Uf, me ha estado pasando lo mismo. Nos encontramos con un niño de 3 años y mi hijo tiene 1. Está con su abuelita, a quien conozco porque es vecina. El niño se le acerca a mi hijo y le dice para hacer algo y luego: «No seas tonto, no seas tonto». La abuelita no decía NADA. Entonces, le expliqué: «No le digas tonto, porque no lo es». Luego, el niño deja su triciclo y mi hijo lo quiere agarrar. El niño regresa furioso y agarra a mi hijo del brazo para quitarle el triciclo. Obviamente, cargué a mi hijo para llevármelo, y el niño me ordenaba: «Bájalo, bájalo». Y la abuelita no decía ni pio!!! Nos fuimos lejos y el niño nos seguía y seguía. Y la abuelita solo le decía en voz bajita: «Samueel, Samuuu deja tranquilo al bebé». Pero qué puedo esperar si cuando juega a la pelota con la abuelita, le grita: «Eres una tramposa»…En fin, he optado, por si me lo encuentro llevarme a mi hijo lejos.

  14. Es una situación muy difícil. Mi bebé es aun pequeño así que yo tampoco sabría qué hacer. ni me he visto en la situación… supongo que cambiaría de parque! jejejeje

  15. Son situaciones difíciles. Yo al mío le digo eso de que no se pega, pero creo que en breve empezaré con el "no se ataca, pero si se defiende" pues tal como veo la sociedad sinceramente no creo que se llegué a ninguna parte haciendo de sacó de boxeo

  16. mira, yo te voy a decir lo que comentó mi hija (13 años) el otro día cenando. Mamá, es que siempre es igual, mandan los mayores y chinchan a los pequeños, a nosotros nos rompen la cabaña que estamos haciendo los de 16 años y nosotros … mira, yo voy a intentar que mis amigos no destrocen la de los peques.
    Difícil solución, pero también es una forma de aprender.

  17. uff, tiene que ser muy difícil, por que como te acercas a la otra madre y le dices qeu controle a su hij@?? Y como tu dices, una cosa es respetar al hijo y sus deseos, y otra permitirle abusar y pegar a otros niños sin decirle nada… Yo creo que nosotros tenemos que educarles y si no les enseñamos lo que esta bien y lo que esta mal, quien lo hará? no es un responsabilidad que debamos dejar en manos de otros como profesores… Es nuestra responsabilidad, es lo que conlleva ser madre.

  18. Hola,

    Me he sentido totalmente identificada con lo que cuentas del parque… Yo he tenido las mismas dudas con mi hija.
    A mi me molesta mucho inculcar unos valores a mi hija (compartir, las reglas del juego,…) y ver que otros padres se los pasan por el forro!! Si la madre no interviene a veces lo hago yo porqué si me callo estoy tirando x la borda todos esos valores que le estoy enseñando a mi hijo y estoy aceptando a los que no los cumplen. De una forma muy educada intento decirle al niño que al tobogán no se sube por la rampa sino por las escaleras y que se baje que así no deja tirarse a ningún niño.

    Creo que puesto que tu hijo entiende ya lo que le cuentas… es súper importante explicarle el comportamiento del otro niño y que vea que eso no está bien, para que él no lo repita, y si lo vuelve a ver… al menos el ya sabrá que los métodos del otro no son buenos y no tiene porque tolerar ese trato, hay niños más simpáticos y divertidos para jugar en el parque.

    Como madres creo que hemos de aprender a confiar en la educación que les damos a nuestros hijos y que ellos tendrán buen criterio y decisión para que cuando se encuentren en una situación así al menos sepan reconocer que eso no está bien.

  19. Hola preciosa mía que ando muy perdidita!! Me suena de mucho la situación que describes. Ciertamente ese niño no tiene la culpa de ser así, y como has dicho simplemente no sabía bien cómo relacionarse sin ser brusco… que el niño sepa comportarse junto a otros es un trabajo nuestro y con el pasotismo de la madre que has comentado es prácticamente imposible. En cuanto a la situación del tobogán que he vivido muchas veces, yo no he retirado a mi hijo. Lo que he hecho es pedirle amablemente al niño que deje tirarse al mío, pues el tobogán es bajar por la parte deslizante y no para subir, y la verdad es que siempre ha funcionado muy bien. Obviamente es algo que debería hacer su madre pero si hay pasotismo pues mira, yo a mi hijo tampoco le quito a menos que vea que es una misión imposible… así también aprende que aunque tenga a un «carota» delante siempre podemos intentar resolver la situación con amabilidad en vez de retirarnos a la primera de cambio.

    Un besote!!

  20. Buenas!! como mamá no me he encotrado aún en una situación parecida, ya que mi peque sólo tiene 11 meses. Pero antes de ser mamá he sido canguro de peques durante bastante tiempo y cuando me encotraba con situaciones parecidas yo intercedía en defensa del peque al que cuidaba y explicaba al otro niño que no se podía hacer y porque, a mi me funciono, ya que seguramente actúan así (teoría personal) para llama la atención de los padres, pues el niño lo entendía y si se lo repetías dos o tres veces, con buen tono, buena cara y explicando el porque la acitud finalizaba.

  21. Nosotros que somos súper callejeros nos empaco tramos en esa situación demasiado a menudo. Incluso en los propios amigos del cole. Yo por no decirle nada al niño y no asesinar a la madre le suelo decir a mi hijo en voz bien alta, no te acerques que te van a pegarrrr o que te van a tirar, a ver si la madre se da por aludida, pero no funciona. La que es pachorra para dejar que su hijo haga lo que el considere bien, sin baremos previos, poco le importa que digas misa en latín.
    Yo me voy súper enfadada del parque.
    Besos.

  22. Por desgracia es algo que he visto reiteradamente en madres de niños más mayores, incluso en una muy cercana a mi, lo cual me joroba bastante más.
    Como ya se valen por sí mismos para subirse a los columpios, los dejan a su albedrío, sin siquiera mirar como se comportan con niños como el tuyo, o la mía… y somos los padres de los niños más pequeños los que nos vemos en situaciones absurdas que no deberían darse si ellos estuviesen más «al loro»
    No hace mucho, fui al parque con una pareja (la niña es de ella) con una niña de cuatro años. Nenúfar tiene dos (entonces no los tenía aún) y claro, yo no me separo de ella. Los tórtolos, se quedaron sentaditos fuera del parque, mientras la niña, hacía de las suyas quitándoles los columpios a los demás, su madre…nada. La que tenía que ir diciendole no hagas esto o lo otro era yo, por verguenza!! porque estaba con mi hija…pero no es mi hija, es la responsabilidad de su madre!!! En fin, por más que le demos vueltas, estas cosas nunca acabarán, solo espero no hacer lo mismo dentro de un par de años

  23. Me ha pasado lo mismo un montón de veces. Yo no quito ojo al peque en toda la tarde, si se pone bruto voy y le explico, si le quitan un juguete le explco que hay que compartir… Pero cuando llegan esos niños con madres que pasan de todo!! me pongo fatal porque es injusto que mi pequeño tenga que aguantar ese abuso, él siempre recibiendo directrices, y llega uno que lo hace todo mal y no pasa nada! No quiero que crea que el tiene que aguantar a su madre y los demas hacen lo que quieren… Es tan complicado! Yo opto por una solución parecida a la tuya, con cualquier escusa me lo llevo de allí

  24. Fácil. Me dirijo a mi hija/o y le digo en tono que pueda oír la madre del interfecto/a: «te está haciendo esto, verdad? Bueno, a lo mejor no sabe jugar/compartir/respetar/lo que sea. Entonces es mejor que hagamos otra cosa/no juegues con él/vayamos a tal sitio». Lección perfecta para tu hijo (que aprende a no tolerar que lo molesten con el típico «no pasa naaaaada» cuando cualquier adulto por mucho menos saltaría), para el otro niño (que ya que su madre no se lo dice, lo oye de boca de otro adulto y ve que se queda solo), y para la madre/padre (lección de civismo y mójate el culo gratis). 😉

  25. Suelo ser paciente, pero simplemente no se vale ni se puede permitir que un mini bestia le haga a tu hijo lo que tu no le haces y lo que le enseñas que no haga.
    Mi rabia es con los padres que no dicen nada! Lo que yo suelo hacer, es esquivarlos pero cuán te siguen digo en voz alta para mi hij@ «vamos a jugar con esto, LOS DOS!» Obvio nunca falta el testarudo que te sigue. Si es que opto por irme no lo hago sin dejarle saber a la madre que su mini bestia necesita algo de control. Y siempre siempre, les digo a los míos que eso que acaba de pasar no está bien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.