Tag Archives crianza

Cómo ser una buena madre {Decálogo de una madraza}

¿Te preguntas cómo ser una buena madre?. No me extraña, en esta sociedad que tanto alaba a los hombres responsables (corresponsables, les llaman, pero a mí me sobra el “co”),  se menosprecia bastante a las madres que son superresponsables.  Que si te vas de supermadre,  o de supermujer, que si quieres quedar por encima, que si te crees superior… A mí esto siempre me ha chocado mucho, porque en todas las facetas de la vida se aplaude e incluso empuja a las mujeres por pelear para ser las mejores,  porque den todo de sí mismas, excepto en la maternidad. En la maternidad si te esfuerzas mucho parece que está mal visto, que estés intentando dejar al resto de las mujeres a la altura del betún. Pues, por si hay alguna despistada en la sala, empecemos aclarando un concepto: intento ser la mejor madre posible para mis hijos sin compararme con nadie, …

Comparte

¿Cachetes? No, gracias

Hace unos días asistía por casualidad en twitter a una pequeña discusión entre mamás acerca del cachete. Precisamente ese día venía yo de asistir a una de esas escenas en las que un niňo -en este caso bebé- recibía uno. Quienes defienden el cachete generalmente lo hacen como algo que no es dañino, que no duele, y evita males mayores. Y que es necesario para educar debidamente. Y pareciera que quienes no lo usamos o no enfrentamos correctamente esas situaciones o directamente no las enfrentamos. En primer lugar creo que debemos aclarar conceptos. El cachete no educa. No niego que pueda ser muy eficaz como medio de control de situaciones peligrosas; pero esto es porque genera miedo, y el miedo es un arma muy poderosa. No le enseñarás que no puede hacer eso por X motivos, le enseñarás que no puede hacerlo porque le pegarás. Y no lo dudes, cuando no …

Comparte

Operación pañal fácil y exitosa

Si me dicen hace un mes que a primeros de octubre centollito ya no usaría pañal, me pasaría algo así como media hora muerta de la risa. Y es que, entre los «regalos» que nos dejó la vieja guardería estaba el rechazo al orinal. Ya es mala leche, oye. Nosotros, que sin saberlo, lo hicimos de maravilla, llevándonos al centollo siempre que íbamos al baño. En el colmo de la potra, seguimos haciéndolo genial diciendo a las claras VOY A HACER PIS siempre que teníamos ganas, interrumpiendo juegos y lo que hiciera falta. Y otro acierto fue comprar un orinal con cierta anticipación, pero sin exagerar (en torno a los 18 meses) e irle invitando a sentarse pero sin obligarle, con pañal y todo primero e invitándole a quitárselo despues, para así acompañar a papi o mami en «ese rato». …

Comparte

Malcriando a los hijos

Como ya dejé entrever en La Orquidea Dichosa, post inaugural y que da nombre a este blog, el entorno en que me muevo es bastante hostil para con la forma en que estamos criando a mi hijo. Y si, digo bien, hostil, porque excepto mis amigas y familia más cercana, la sociedad que me rodea ve con muy malos ojos que no discipline a mi hijo, que no le obligue a comer, domir, a vestir como yo quiero o a estarse quietecito y sin molestar el tiempo que a mi me de la gana. …

Comparte

La fortuna de vivir en España

Unos días antes de irme de vacaciones fui al todoacien chino de mi barrio a comprar folios; generalmente evito este tipo de eatablecimientos, pues la calidad de los productos es pésima, pero los folios eran para que pintara centollito, con lo que me daba igual que fueran como papel de fumar. Al ir a pagar me fijé en que la chica, una chinita de veintipico años, lucía una hermosa barriguita redonda de embarazada, por lo que la felicité y le deseé que todo fuera muy bien, lo cual me agradeció sonrojada. …

Comparte

El fin del puerperio

Antes de ser mamá, ignorante de mí, no sabía qué era eso del puerperio. Fue después de dar a luz y en mi continua búsqueda de información que llegué a la conclusión de que el puerperio es lo que vulgarmente se conoce como la cuarentena. Pensaba que era un período corto, durante el cual el cuerpo de la mujer se recuperaba de lo sufrido durante el embarazo y parto. Con el paso del tiempo me he dado cuenta de que es mucho más, y que en realidad es más un proceso psicológico que un proceso físico. Creo que en mi caso el puerperio ha sido el tiempo que ha pasado desde que comencé a ser «la mamá de centollito», hasta que pasé a ser «Flor, la mamá de centollito».  Para mí ha sido una vivencia de autoconomiento única. A pesar de que creo que me conocía muy bien a mi misma, …

Comparte

Resumen del primer año de guardería

El día 31 de julio mi niño pisó por última vez la que hasta entonces había sido su guardería. La verdad es que para mí es una etapa digna de olvidar, pues me supuso una gran tristeza tener que llevarle, la adaptación fue muy dura y larga, y con el paso de los meses fui descubriendo que a pesar de ser una de las dos mejores opciones que teníamos, tampoco era un sitio optimo. Para empezar, a pesar de que la profe que pasaba la mayor parte del día con él era un amor, la jefa no era precisamente trigo limpio. Poco a poco me fui dando cuenta de que tenía dos caras, una para cuando estábamos los padres delante y otra para cuando no estábamos. Me di cuenta también de que determinadas decisiones las tomaba únicamente pensando en su propio interés (económico, por supuesto) y no el de los niños. …

Comparte